Viajar estimula el cerebro y retrasa el envejecimiento

“No gastes dinero, invierte en viajar”. Esta frase tan recurrente y utilizada por los más viajeros parece estar más vigente que nunca después de que haya visto la luz un estudio científico que relaciona salud, bienestar y longevidad con el placer que supone visitar nuevos lugares a lo largo de nuestra vida.

Así lo ha querido manifestar la Sociedad Española de Neurología, a través de un informe presentado por el doctor José Manuel Moltó quien ha asociado el concepto neurológico de la neuroplasticidad con las consecuencias cerebrales que supone descubrir nuevos espacios a través de los viajes.

Según Moltó, las neuronas son capaces de crear nuevas conexiones y formar unas nuevas siempre y cuando se entrenen, lo que se consigue, generalmente, a través de tres estímulos que son “la novedad, la variedad y el desafío”. Como él dice “viajar cumple con las tres”.

Cuando un viajero pisa un suelo nunca antes visto, de alguna manera está obligado a abrir todos sus sentidos, memorizar ciertos datos y estar listo para aprender cosas que no sabía.

Además, en muchos casos, la mayoría de los viajeros se ven obligados a tener que comunicarse en otros idiomas, así como tener que hacer uso de su orientación creando mapas mentales lo que requiere un esfuerzo extra que ayuda a generar nuevas conexiones neuronales.

Todas estas acciones a las que se ven obligados los viajeros suponen pues un entrenamiento neuronal a través de la generación de nuevas y numerosas conexiones neuronales que tienen como consecuencia el aumento de su resistencia. Así pues, a mayor entrenamiento de estas conexiones, mejor combatirán el deterioro propio de la edad o de las enfermedades asociadas al cerebro.

De esta forma parece quedar claro a nivel médico que la vivencia de nuevas experiencias que nos obligan a tener que asimilar, aprender y a esforzarnos en uno u otro sentido tienen una consecuencia directa con la salud cerebral a través de unas neuronas más desarrolladas y fuertes que nos ayudarán a llegar a la vejez con un cerebro sano.

De la misma manera, los neurólogos aseguran que la rutina es el gran enemigo del desarrollo y de la resistencia neuronal, siento esta, en definitiva, perjudicial para nuestro cerebro, lo que nos debe empujar a buscar recibir nuevos estímulos que activen nuestra masa cerebral y que, por tanto, nos sirvan de entrenamiento del principal músculo del cuerpo humano.

Confirmado por los médicos: Viajar nos hace más felices

En otro orden de cosas, también parece haber quedado patentada la relación entre viajar y el aumento de la felicidad, o la que existe entre viajar y la reducción de los niveles de estrés, ya que las emociones positivas fortalecen la relación entre neuronas.

Además de viajar, y partiendo de que en un viaje es posible también llevarlas a cabo todas ellas, es más posible acercarse a la felicidad y a la vejez con un cerebro sano practicando el ejercicio físico, realizando actividades sociales habituales o realizando entrenamientos que exijan ciertos esfuerzos intelectuales de manera regular.

https://foro.recuperarelpelo.com/viewtopic.php?t=64447

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *